30 nov. 2011

VIVIENDAS CON BUENA PLANTA

Floor Plan Manual Housing
Oliver Heckmann, Friederike Schneider
Birkhäuser, 2011

No descubriremos ahora la importancia que ha tenido el tema de la vivienda en el desarrollo de la arquitectura del último siglo. Nos fijaremos, por ello, en uno de los libros más importantes, si no el más destacado, que se han publicado como recopilación y colección de proyectos de vivienda colectiva. Se trata del texto Floor Plan Manual Housing, cuya primera edición data de 1994 y que ha sido reeditado en 2011 por Oliver Heckmann y Friederike Schneider para la editorial Brikhäuser.

En esta nueva edición, el libro documenta 150 proyectos desarrollados desde 1945, con lo que cubre más de 65 años de producción arquitectónica residencial. La reproducción de los proyectos es extremadamente sistemática. Como puede intuirse desde el propio título del libro, las plantas tienen el mayor protagonismo en el análisis, aunque no se descuidan otros documentos.

Cada proyecto constituye una ficha convenientemente catalogada en el conjunto. Cada ficha dispone de una serie de elementos que permite la clasificación y comparación entre los proyectos. En primer lugar, como ya hemos comentado, se exponen las plantas, siempre a escala 1:200 y acompañadas de un indicador de la orientación respecto a los puntos cardinales. Una planta a menor escala del emplazamiento, una sección significativa y diferentes fotografías constituyen el resto de documentación más frecuente en las fichas.

Cada ficha proporciona a su vez cierta información descriptiva que resulta de gran interés. Por un lado se aportan valores numéricos que describen completamente cada intervención, como puede ser el ratio de la superficie de vivienda por ocupante. Por otra parte, cada proyecto se acompaña con un diagrama gráfico que reproduce una abstracción de la planta clasificando la tipología en el conjunto.

La organización de las fichas se realiza por agrupaciones tipológicas, dependiendo de la escala urbana, la distribución y ordenación de los accesos, o la configuración morfológica de la agrupación. El libro incluye una plantilla de referencia, en la que se relacionan todos los proyectos reproducidos, con indicación de la categoría tipológica a la que pertenece cada obra de acuerdo con las familias propuestas. Todo este esmero en la clasificación convierte al texto en un manual realmente útil a la hora de consultar referencias arquitectónicas para unas condiciones de proyecto establecidas.

Otro aspecto interesante del libro son los 5 ensayos que preceden a las fichas de los proyectos. En ellos, los editores y otros autores exploran las escalas de legibilidad de las plantas de las viviendas, la historia de la vivienda colectiva –especialmente la más reciente–, o la importancia de los espacios de comunicación y relación.

Floor Plan Manual Housing da continuidad a una tradición de publicaciones de arquitectura que han analizado la vivienda colectiva a partir de la comparación sistemática de proyectos. Desde los trabajos de Alexander Klein o el CIAM de Francfort de 1929 sobre vivienda mínima, pasando por las aportaciones de Christopher Alexander y John Habraken desde los años sesenta del siglo XX, o de la crítica tipológica italiana de una década más tarde, se han ido desarrollando diferentes textos que mostraban los paradigmas de cada época. The Modern Flat, de Yorke y Gibberd, o Vivienda: prototipos del movimiento moderno, de Roger Sherwood, podrían ser algunos de sus precedentes más significativos.

Cabe destacar, como crítica a la mayor parte de estos textos, la visión occidental excesivamente eurocentrista que se percibe en la selección de los proyectos. A menudo han sido olvidados grandes ejemplos alejados del contexto europeo o anglosajón. Floor Plan Manual Housing no es ajeno a esta crítica, si bien es de agradecer su planteamiento como “work in progress”, en el que se propone la participación de los lectores para completar la selección y enmendar los olvidos. Ningún manual es universal, pero puede decirse que a este no le falta vocación.

David Hernández Falagán